CV y cartas de presentación

Mostrar tus intereses en el CV con acierto y eficacia

September 11, 2020

El curriculum vitae es uno de los mejores recursos que tiene cualquier aspirante a un puesto de trabajo. Gracias a él, puedes ofrecer información relevante respecto a tu actividad profesional, así como las mejores capacidades que la empresa puede obtener si te contrata. Sin embargo, además de los datos personales, la formación académica y la experiencia laboral, también puedes incluir los intereses personales en un CV.

Estos intereses personales revelarán parte de tu personalidad, ya que todo aquello que te interesa ofrece información valiosa a la persona que analice tu currículum. Este artículo se centrará precisamente en esto, puesto que no todo el mundo refleja sus intereses cuando redacta su curriculum vitae, bien porque piensan que no son relevantes o porque no saben hacerlo.

¿Es realmente importante incluir intereses en un currículum?

Es probable que en el pasado te hayan mostrado cómo hacer un CV, pero quizás no te explicaron al detalle los intereses que debes añadir. Incluso puedes pensar que no es algo lógico, ya que, a priori, parece algo secundario. Lo cierto es que en parte es así, pero su inclusión puede marcar la diferencia entre acceder o no a un puesto de trabajo.

Imagina la situación: varios candidatos tenéis una formación adecuada para un puesto concreto. Uno posee una mayor experiencia laboral; sin embargo, la otra persona, que podrías ser tú, incluye en su CV una serie de aficiones que permiten intuir ciertas inquietudes y una vida ordenada. Puede que quien lea la solicitud sienta mayor confianza ante la persona que es más transparente sobre su vida.

Por tanto, hacer referencia a tus aficiones quizás te pueda dar una ventaja extra frente a los candidatos que omiten esa información. Ahora bien, necesitas saber qué intereses poner en un currículum en función del puesto al que optes. También debes tener en cuenta que no todas las aficiones suponen una ventaja y algunas pueden jugar en tu contra.

Solicita empleos fácilmente con un CV Indeed

¿Dónde debo ubicar los intereses personales en un CV?

Aunque hay diferentes modelos de curriculum vitae, damos por hecho que sabes ubicar los datos personales, la formación académica, la complementaria y la experiencia laboral. A la hora de poner tus intereses en un currículum, deberás saber que estos se ubican en la parte baja del documento.

Recuerda que este texto no puede ser demasiado largo, ya que esto podría generar desgana por parte de quien lo lee y, a causa de ello, un alto riesgo de que termine en el montón de currículum ignorados. Es por ello por lo que los intereses personales deben ir en la parte final, ya que son datos menos relevantes, y su objetivo no es otro que reforzar lo que ya has expresado.

¿Qué intereses debo poner en un currículum?

Es probable que puedas incluir la mayoría de tus aficiones e intereses en el curriculum vitae para casi todos los puestos a los que aspires. Otros, en cambio, son más específicos y podrían no ser de gran relevancia, a no ser que la oferta de trabajo esté estrechamente relacionada con ellos. En los intereses personales del CV conviene actuar con inteligencia.

Por ejemplo, si presentas tu candidatura a un puesto de vendedor de música o libros en un espacio cultural, está bien que señales aficiones relacionadas. Reflejar que escuchas diferentes estilos musicales o que conectas con diferentes géneros literarios es un punto a tu favor. En cambio, otros intereses, como la filatelia, no serían relevantes e incluso podrían jugar en tu contra.

Aquí te presentamos algunos de los tipos de intereses que podrían ser válidos:

  • Gustos culturales: acudir al teatro, pasión por el cine, la literatura, la música, los museos, entre otros.
  • Intereses deportivos: practicar fútbol, baloncesto, balonmano, running, yoga, entre otras disciplinas.
  • Afición por viajar: si te encanta visitar mundo y descubrir nuevas culturas.
  • Habilidades artísticas y manuales: fotografía, pintura, manualidades, costura, etc.

¿Qué tipo de intereses pueden jugar en tu contra en un currículum?

Presta gran atención a este apartado, ya que podría ser el punto clave para terminar como la persona escogida por la empresa para el puesto vacante. Existen aficiones que podrían ser de gran utilidad para dar valor añadido a tu CV, sin embargo, también pueden causar opiniones desfavorables. A veces, el trasfondo es tan importante como lo que dejas intuir en una primera instancia.

¿A qué nos referimos con esto? Por ejemplo, si dices que eres un gran aficionado a los deportes extremos puede decir de ti que eres valiente y no te asusta tomar decisiones. Sin embargo, el entrevistador también puede interpretarlo como que tienes más opciones de sufrir una lesión o percance que te impida trabajar durante semanas o incluso meses.

¿Habías valorado esta interpretación? Está bien dejarse llevar por el positivismo y el optimismo, pero no te ciegues. Debes entender que los intereses en un CV no son para ti, sino para la persona que los vaya a leer. Por ello, a continuación, te ofrecemos una lista con los intereses personales que son recomendables evitar:

  • Ideología política
  • Religión
  • Aquello que revele algo negativo de tu persona
  • Manías

Ejemplos sobre cómo los intereses pueden desvelar mucho de ti en un currículum

Analiza cuándo es mejor reflejar intereses personales y en qué momentos tiene más sentido omitirlos. Recuerda: hay ofertas de trabajo que se prestan a una mayor libertad para señalar aficiones, mientras otras necesitan que selecciones únicamente los intereses para tu CV que más conectados estén con el puesto al que aspiras.

Vamos a mostrarte unos cuantos ejemplos de cómo pueden hablar por ti diversas aficiones e intereses en un currículum. Cada vez que incluyas un elemento en el apartado de intereses personales estarás dando información útil al receptor. Sin embargo, también influye el modo en que los expreses o los presentes en el texto.

  • Deportes de equipo: pueden reflejar capacidad para trabajar en grupo y que tienes cierta aptitud para decidir.
  • Deportes individuales: reflejan constancia, disciplina y que posees fortaleza tanto física como mental.
  • Habilidades artísticas: anuncian cierta creatividad.
  • Tecnología: si optas a un puesto que tiene que ver con ello, el hecho de tener interés por aspectos relacionados con la imagen o el sonido puede darte ventaja sobre los demás candidatos.
  • Intereses culturales: denotan interés por aprender, pasión por la cultura y criterio propio.
  • Coleccionismo: dependiendo del tipo de colección, puede llegar a ser útil incluirlo en el CV.

¿Qué consejos debo seguir para plasmar los intereses en un CV?

Seguro que ya tienes más claro el propósito de incluir los intereses en un curriculum vitae. Sin embargo, puede que dudes sobre cómo reflejarlos de la forma adecuada y qué criterios necesitas seguir para ello.

  1. Escribe la parte de los intereses al final del contenido.
  2. Analiza todo lo que te gusta y piensa qué aficiones pueden ser de mayor relevancia para el puesto que buscas.
  3. Utiliza la terminología correcta. Es cierto que los intereses son aficiones o hobbies, pero hay algunas palabras que son demasiado informales para un CV.
  4. No mientas sobre tus aficiones. Te pueden descubrir en la propia entrevista.
  5. Nunca incluyas aquellas aficiones relacionadas con la política, la religión o cualquier otro elemento que pueda dar una imagen negativa, así como generarte conflictos indeseados.
  6. Si no estás seguro de que incluir determinados intereses en el CV te va a aportar algo positivo, es mejor descartar esta opción.

Ejemplos sobre cómo desarrollar la sección de intereses en un CV

En esta sección, te ponemos un ejemplo práctico que te puede ser de utilidad para incluir los intereses en tu CV y desarrollarlos de forma correcta.

Imagina que vas a optar a un puesto en unos grandes almacenes y está relacionado con el ámbito de la cultura. En este ejemplo, podrías añadir los siguientes intereses:

  • Cinéfilo: me apasiona el cine de diferentes géneros y décadas.
  • Melómano: soy aficionado a la música de diferentes géneros. Poseo una gran colección de discos y vinilos.
  • Runner*:* salgo a correr tres veces por semana. Me ayuda a estar en plena forma y a tener una disciplina que aplico a otros ámbitos de mi vida.

Puedes aplicar nuestro ejemplo en tu CV, pero, ten en cuenta que no hay un patrón claro sobre cómo mostrarlos. Eso sí, deben abordarse de forma clara, ordenada, precisa y breve.

Resumen

Como has podido comprobar, la inclusión de unos intereses personales en el currículum puede ser importante. Aunque requiere de cierto análisis previo, no resulta una tarea complicada. Pon en una balanza la parte positiva y negativa de incluir los que tienes en mente y quédate con aquellos que muestren más aspectos positivos y, además, mantengan relación con el puesto al que aspiras.

Además, incluir los intereses es útil porque ofrecen mucha información de ti en poco texto. Indican qué tipo de persona eres e incluso permiten intuir a quien lee el CV qué tipo de habilidades sociales posees. Esto es todo por nuestra parte. Ahora, esperamos que pongas en práctica lo que has aprendido y que te ayude a alcanzar tus objetivos laborales. Gracias por leernos.